«YoLoProbé» Bodegón de Ana…banquete canario, sabores y tradición


Escribir algunas líneas de lo que uno come, es algo muy común hoy día, pareciera que los “foodies” brotan de todas partes. Pero muchas veces, por más que comas en 100 sitios diferentes a la semana, eso no te convierte en un experto para recomendar una u otra cocina, lo que hace es que, para tu gusto o paladar, tengas una buena cantidad de registros y esperar que tu opinión sea más o menos aceptada por un público en general, pero algo que debe desaparecer es pretender hacer de los «Like« o «Me gusta» una moneda de cambio en los restaurantes.

Hoy día hay que entender que la gastronomía y todas las partes que la conforman, léase, sector primario, pesca, agricultura, etc. necesita algo más de trabajo que comer en todas partes y decir lo bueno que está o estuvo, a veces con muy buenas fotos y otras con un verdadero desastre visual que, en lo que las suben a las redes en vez de ayudar al restaurante puede crear una opinión contraria a lo deseado.

Siempre digo que lo que uno puede opinar resulta muy “sui generis” ya que, en paladares no hay nada escrito y nadie es dueño de una razón absoluta, ni los más eruditos en la materia.

Dicho esto, si hay algo que a muchos nos sucede después de más de una década trabajando en gastronomía en una sola región, como lo es vivir en nuestras maravillosas islas y su gastronomía, es querer regresar a probar esos sabores auténticos, a esa sazón que sabe a tradición, al cuido de los productos a utilizar, casi como si fuera tu madre quien te va a dar de comer.

Bodegón de Ana

Siempre hay una vuelta al comienzo, a la final entendemos que en las raíces está la base de la buena cocina de una región, la cual, debemos identificar con un criterio de lo más sencillo posible: “bueno o muy bueno” y es esto, una cocina muy buena es lo que encontré en el Bodegón de Ana.

Ana
Bodegón de Ana…banquete canario, sabores y tradición

Hay lujos gastronómicos que muchas veces, o se desconocen en su contexto, o pasan desapercibidos. Esto lo digo porque en este restaurante hay un lujazo y es que, se cocinan calderos para el día, nunca encontrarás comida del día anterior, cuando estos se terminan, hasta el día siguiente no encontrarás más de esos platos.

Esta forma de cocina es bastante difícil de encontrar en los restaurantes de cualquier orden y, Ana lo dice así: “Aquí cocinamos calderos para el servicio del día hasta terminarse y mañana más…”

Eso les puede dar una garantía de la calidad de comida, esa sazón humeante que vas a venir a degustar en este restaurante santaursulero lo que, sin lugar a dudas, se convierte en parte de la buena cocina de Ana.

Vámonos a los manteles, donde nos llegó unos de esos tan siempre bien recibidos entrantes en canarias “Queso a la plancha con mojo canario verde y rojo”.

Sí, el queso hace las veces de “tosta”, con esa combinación en boca de la textura del lácteo con las salsas de cilantro y perejil, en el jugo de un buen aceite de oliva y especies, lo que para mí es una viciosa y perfecta señal de un buen comienzo.

No podían faltar en este banquete canario, las “papas arrugadas con mojos”, siendo verano, hemos acompañado estos primeros manjares con una fría y rica cerveza, el maridaje es perfecto.

Seguimos probando, esta vez unos granos que ya, podemos decir son inseparable de un menú canario, “Garbanza con chorizo”, mi compañera, Leonor Mederos y yo, no paramos de decir, con unos términos (a lo mejor no muy gourmet), pero sí muy cierto, sabroso no, lo siguiente.

Y es que cada plato nos confirma que este es uno de los mejores restaurantes tradicionales que hemos probado. No podemos dejar de mencionar en un equipo de tres, a Fran, ese gigantón amable y con la canariedad a flor de piel que hace el enlace perfecto entre sala y cocina.

Ana Hernández y Yanira Carballo

Con Ana en cocina está Yanira Carballo, que, cuando es ella quien te lleva los platos, no puede disimular el orgullo de llevarte a la mesa una de las exquisiteces de esta casa, de esa cocina que ella forma parte.

Hace años me enamoré de la “Ensaladilla Canaria”; esperaba ir al sur por la autopista para pararme a probar las ensaladillas en las diferentes cafeterías de las estaciones de servicio, hay muchos colegas que, lamentablemente no nombran ni toman en cuenta estos establecimientos que tienen una clientela y cartas muy particulares para los conductores de la TF 5, nada más y nada menos. Para mí la “Ensaladilla Canaria” fue tarea de aprender a hacerla y lo logré preguntando a esas señoras amigas que llevan la herencia de la receta de madres y abuelas, por lo que les puedo decir que me gusta un montón.

Este plato en el Bodegón de Ana está muy equilibrado y apetitoso, de esos que dices “bueno voy a probar nada más y…pruebas una y otra vez”, los sabores del abanico de ingredientes que lleva esta ensaladilla, aparte de frescos, están en su punto, firmes, con texturas, aceitunas tiernas, el punto de mayonesa justo para permitir percibir los diferentes sabores; en pocas palabras muy, muy buena.

Callos con fabada (judiones)

Nos anuncia Ana que nos va a llegar su plato estrella, un plato que tiene su toque muy particular y que ha ido logrando no solo la preferencia de sus comensales, sino que se ha convertido en un reclamo que reservan desde el día anterior, porque saben que cuando se acabe el caldero no habrá más por ese día y son unos callos llenos de sazón canaria, pero con judiones, señores lo digo con la mayor seguridad, para mí, un platazo, el paladar da saltos de emoción con esta versión de Ana, el guiso, el punto de los judiones y la suavidad de los callos.

Le preguntamos a la jefa de cocina, Ana, cuál era el secreto de este plato y lo único que nos desveló fue que, el ingrediente secreto era mucho amor; pues nada, la verdad que le funciona este ingrediente, es un plato que no pueden ni deben dejar de ir a probarlo.

El escabeche, esa preparación, aunque hoy día está por todo el mediterráneo, su origen es totalmente español, según los expertos.

Pero hablando de este escabeche de «Bacalao guisado» de Ana García, cuenta con un gusto para deleitase, lleno de carnosidad en sus vegetales, en la suavidad y cortes en laja del bacalao, además, esa salsa que, entre mezcla de lo que aportan los vegetales pochados al caldero, de aplausos.

Bueno ya para terminar este banquete de tradición y buenos sabores, no podía faltar el postre, “Quesillo” este postre que, su origen según los conocedores, es canario, pero en su elaboración, para aquel entonces, no estaba presente la leche condensada ya que, no existía, este postre tan exquisito se preparaba con leche y azúcar y se conoce como “Flan de Huevo”.

Ana tiene este postre muy bien definido y equilibrado en azúcares, huevos etc. y su textura es perfectamente de Quesillo, no de flan ya que, la diferencia es bastante marcada.

Este restaurante es una excelente recomendación si quieres esa comida con tradición, con fogones del día, una muy buena atención y sabores como pocos restaurantes de este corte culinario tienen. Les dejo dirección y teléfono para que hagan sus reservas. Hasta el próximo YoLoProbé.

Bodegón de Ana. Ctra. Vieja, 59, Santa Úrsula, Santa Cruz de Tenerife. Telf: 822 61 39 35

Anterior Tijoco
Siguiente Desarrollan una herramienta digital que autentifica los productos del cerdo ibérico

Sin Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.